Esta versión de no es compatible.

Los navegadores no compatibles, ademas de impedir que puedas usar todas las funcionalidades de la página, son más lentos y suponen un riego para tu seguridad

Te recomendamos que actualices ahora la versión de tu navegador o que accedas con otro navegador compatible.

Ir al contenido
Presiona intro para desplegar el contenido del menu. Presiona intro para desplegar las opciones de idioma. Presiona intro para desplegar las opciones de tamaño de fuente.

Home principal

Página guardada como favorita correctamente

Un ecosistema y un lago nuevo en "As Pontes"

Un ecosistema y un lago nuevo en "As Pontes"

Fri Jul 18 08:11:26 CEST 2014

Endesa ha hecho posible la restauración de un entorno natural a partir de una antigua mina de carbón. As Pontes (A Coruña, Galicia) es hoy un entorno natural con un nuevo ecosistema y un lago del tamaño de la ciudad de A Coruña. El lago, con 18 kilómetros de perímetro y 205 metros de profundidad (que eran las medidas de la antigua mina), cuenta con una playa de unos 500 m de longitud para practicar deportes náuticos o tomar el sol en sus 370 metros de orilla. Se trata de uno de los principales proyectos de recuperación de áreas industriales llevado a cabo por Endesa.

La mina de carbón de As Pontes funcionó durante 3 décadas (1976 - 2007). En todo este tiempo,  se extrajo de ella más de 260 toneladas de carbón. Fue una de las minas más contaminantes de Europa, concretamente la novena más contaminante de la UE, ya que alimentaba una central térmica que produjo en este momento 1.400 megavatios en sus cuatro grupos eléctricos.

Esta mina pasó a ser un paraje de gran riqueza natural, un ejemplo de transformación y restauración cifrado en más de 35 millones de euros con el lago artificial más profundo de Europa. Una manera excelente de dotar a esta mina de una vegetación autosostenible  y rica como hábitat para la fauna local. De este modo, se devuelve la vida a un lugar estéril digno de ser conservado como un Parque Natural.

El lago artificial más profundo de Europa

El proceso de construcción del lago artificial de esas dimensiones y conseguir que su agua fuese potable fue un proceso complicado. El suelo esquilmado de la mina de carbón estaba formado por materiales que contenían minerales de composición alcalina. Dichos minerales son los responsables de producir un agua con un alto porcentaje de acidez y un PH que dificultaba la supervivencia animal o vegetal.

Para solucionar este inconveniente, se impermeabilizó el fondo con material arcilloso. Una vez preparado el fondo del lago, se procedió al llenado con agua procedente de la lluvia y de los ríos Eume (el 63% del volumen), Illade, Meidelo, varios arroyos y aguas de escorrentía (que es la que circula sobre la superficie en una cuenca de drenaje). El lago se comenzó a llenar en enero del 2008 y en abril de 2012 se finalizaron estos trabajos de llenado.

Conversión de una escombrera en un ecosistema

Hoy en día, el agua que corre por el lago de As Pontes es considerada una de las mejores de la zona. Cuenta con especies como las truchas y las bogas, que han hecho de las aguas su entorno de una manera natural.

El tratamiento que se le dio a la gran montaña de escombros para convertirla en una zona fértil fue parecido al que se llevó para la construcción del lago.

Se añadió al suelo de la escombrera una capa de compost natural de la zona y posteriormente, se plantaron árboles autóctonos para que crecieran en este entorno rico en minerales.

En cuanto a la flora silvestre, fue llegando y echando raíces gracias a las semillas de los  alrededores, que fueron arrastradas hasta este ecosistema por acción del viento.

Hoy existen más de 600.000 árboles instalados en este ecosistema y más de 180 especies animales entre vertebrados, aves e invertebrados; entre los que están jabalís, corzos, ciervos, buitres y varias rapaces.

Conoce más sobre el nuevo ecosistema y lago en As Pontes.

 
Arriba