Esta versión de no es compatible.

Los navegadores no compatibles, ademas de impedir que puedas usar todas las funcionalidades de la página, son más lentos y suponen un riego para tu seguridad

Te recomendamos que actualices ahora la versión de tu navegador o que accedas con otro navegador compatible.

Ir al contenido
Presiona intro para desplegar el contenido del menu. Presiona intro para desplegar las opciones de idioma. Presiona intro para desplegar las opciones de tamaño de fuente.

Home principal

Página guardada como favorita correctamente

¿Cómo funcionan los paneles solares?

11 Mayo 2018
¿Cómo funcionan los paneles solares?

En pocos años han pasado de ser un artefacto futurista a una parte más de nuestra vida cotidiana. Te explicamos cómo trabajan los paneles solares, una de las claves para que el futuro del planeta sea renovable.

Poco a poco los paneles solares se han ido incorporando al paisaje urbano. Si te fijas en la azotea de los edificios de nueva construcción te los encontrarás, ya que son obligatorios en la mayoría de los casos.

También puedes verlos como techado de los impopulares “parquímetros” o en los aún más odiados radares de circulación.

Pero, ¿cómo funcionan?

Así se exprime la energía del Sol

Resumiendo mucho y simplificando, el proceso es el siguiente:

Los rayos solares chocan contra unas placas compuestas por materiales semiconductores que trasforman la energía recibida en electricidad.

Las encargadas de realizar esta transformación son las llamadas celdas solares. Forman los paneles solares y son pequeñas células hechas de silicio cristalino o arseniuro de galio.

Cómo funcionan las celdas solares

Las celdas solares se mezclan con otros componentes como el fósforo y el boro para formar dos partes: una cargada con electrones negativos y otra con positivos.

Cuando la celda solar se expone al sol, los fotones consiguen mover los electrones de la parte donde sobra carga negativa hacia la parte en la que falta. Este movimiento de electrones es lo que conocemos como corriente eléctrica.

A medida que los fotones van liberando electrones se va generando más y más electricidad. Los electrones que no se utilizan o que provienen del viento regresan al panel negativo haciendo que todo empiece de nuevo en un proceso sin fin.

Con ello se produce corriente continua, la cual se almacena en baterías hasta ser convertida en corriente alterna (la que llega a tu hogar) a través de los inversores de voltaje.

¿Qué son los inversores de voltaje?

Para conocer cuál es la función de estos aparatos hay que saber que la corriente continua, como su propio nombre indica, tiene un flujo regular y trascurre en una sola dirección.

En cambio, la corriente alterna tiene una potencia y dirección que cambia constantemente con diversos intervalos de valles y picos.

Los inversores de voltaje cambian la dirección de la corriente continua de modo suave y constante y la convierten en corriente alterna. ¿Para qué? Para que te sea útil, ya que la mayoría de electrodomésticos necesitan de corriente alterna para funcionar.

Además, nuestros frigoríficos, lavavajillas, minicadenas… requieren de un voltaje específico y bien regulado. Con la corriente alterna resulta mucho más sencillo modificar su flujo y su voltaje.

Tipos de paneles solares

  • Monocristalino: Están compuestos por células monocristalinas. Son muy reconocibles por su intenso color negro y sus esquinas recortadas. Son un 15-25% más eficientes que el resto de modelos. Además su vida útil es más larga, ya que pueden durar hasta 25 años.
  • Policristalinos: Se conforman a raíz de células policristalinas. Estos tienen un color azulado oscuro. Son más baratos pero también menos eficaces, aunque actualmente se ha logrado disminuir sus pérdidas por reflexión y mejorar su captación de la luz.
  • Capa fina: Este modelo es diferente a los anteriores. No se trata de la unión de varias células individuales sino de una lámina cortada a medida. Su fabricación es más sencilla, lo que explica su bajo precio. Son muy flexibles y pueden adaptarse a todo tipo de superficies, por lo que cada vez se usan más en las casas.

Ponte en verde, pásate a Supervalle

La energía solar ayuda al planeta Tierra. ¿Y tú? Si quieres colaborar te recomendamos pasarte a la tarifa Tempo Verde Supervalle, la tarifa ecológica con un 100% de energía proveniente de fuentes renovables.

Con Tempo Verde Supervalle disfrutarás de tres horarios distintos para consumir tu energía:

  • Punta: desde las 13.00 hasta las 23.00. En este periodo te conviene concentrar consumos ligeros, como ver la tele o trabajar en el ordenador.
  • Valle: desde las 7.00 hasta las 13.00 y desde las 23.00 hasta las 1.00. Los momentos idóneos para poner lavadoras y lavavajillas, pasar el aspirador y aprovecharte del bajo precio de la electricidad.
  • Supervalle: desde las 1.00 hasta las 7.00. Horas supereconómicas para que pongas a recargar tu coche eléctrico y maximices tu ahorro.

Y de regalo un 5% de descuento en el término de potencia y también en el de consumo. Para siempre.

Sin permanencia, sin sustos. Ponte en verde, ahorra, comprende.

[literal.blog.accesibilidad.formulario.busqueda]

Post recientes

Voltios, vatios y amperios: ¿qué son y en qué se diferencian? ¿Cómo funcionan los paneles solares? Cómo puedo cambiar mi tarifa de luz o gas ¿Cómo funcionan y cuánto duran las bombillas LED? Las mejores ciudades para ir en bici eléctrica

One Luz

Arriba