Cómo dar de alta la luz y el gas

Esta versión de no es compatible.

Los navegadores no compatibles, ademas de impedir que puedas usar todas las funcionalidades de la página, son más lentos y suponen un riego para tu seguridad

Te recomendamos que actualices ahora la versión de tu navegador o que accedas con otro navegador compatible.

Ir al contenido
Presiona intro para desplegar el contenido del menu. Presiona intro para desplegar las opciones de idioma. Presiona intro para desplegar las opciones de tamaño de fuente.

Home principal

Página guardada como favorita correctamente

One Luz

One Gas

Cómo dar de alta la luz y el gas

Wed Jan 18 11:59:31 UTC 2017
Cómo dar de alta la luz y el gas

 

¿Acabas de mudarte y no hay luz o gas? Te explicamos lo que vas a tener que hacer y cuánto te va a costar. 

Lo primero es saber en qué casos tienes que solicitar el alta. Son los siguientes:

  • Obra nueva en la que nunca ha habido suministro de luz o gas.
  • Obra usada en la que hubo suministro en el pasado, pero se dio de baja.

Es muy importante que no confundas darte de alta con cambiar de comercializadora. Las altas son para cuando no hay suministro.

El cambio de comercializadora supone simplemente irse de una eléctrica a otra: es un procedimiento rápido y durante el cual no pasarás ni un instante sin luz o gas. 

  • Si en tu casa hay luz o gas no tiene sentido solicitar un alta, pero puedes cambiar de tarifa o de compañía sin pagar nada.
  • En este contenido te explicamos cómo cambiar de comercializadora

Si ya estás con Endesa y lo que quieres es cambiar de tarifa, consulta nuestras tarifas de Luz, Gas y Luz+Gas.  

 

¿Qué documentación necesitas?

Durante este proceso te vamos a pedir la siguiente documentación:

  • Código CUPS: en este contenido te explicamos qué es el CUPS y cómo encontrarlo.  
  • Dirección donde quieres dar de alta el nuevo suministro.
  • Certificado de Instalación o Boletín Eléctrico: en este contenido te explicamos en detalle qué es y para qué sirve. 
  • Titular del contrato, es decir, quién va a firmarlo.
  • La potencia con la que que quieres darte de alta: en este contenido te explicamos todo sobre la potencia eléctrica. 
  • Código IBAN de la cuenta bancaria donde se domiciliarán los recibos: este dato siempre podrás cambiarlo online

 

¿Cómo se produce el alta?

Si en tu vivienda o local no hay suministro de luz o gas, debes ponerte en contacto con tu compañía distribuidora.

La compañía distribuidora es la que se ocupa de hacer llegar la energía a tu casa. No puedes elegirla y te corresponde una por zona. En cambio, puedes elegir tu compañía comercializadora, que es con la que tienes un contrato y la que te envía las facturas.

En el caso de la electricidad, a continuación puedes ver qué distribuidora corresponde a cada zona:

 

 

El técnico de tu compañía distribuidora irá a tu casa o local para ocuparse del suministro de energía. En el caso de la luz, instalará el Interruptor Controlador de Potencia (ICP), que es el encargado de regular la potencia elegida.

Cuando tu alta avance, lo más sencillo es que solicites directamente una tarifa que se adapte a tu perfil.

 

¿Cuánto cuesta dar de alta la luz y el gas?

Dar de alta un suministro de luz o gas implica una serie de costes que son iguales en todo el territorio nacional, independientemente de la distribuidora.

Además de los siguientes, podrían existir otros gastos por instalación de equipos, fianzas y tasas. En todos los casos, estos importes son para la distribuidora pero se pagan con la primera factura que recibas:

  1. Costes de alta de un nuevo suministro

    Electricidad

    Dar de alta un suministro eléctrico (o reactivar uno que lleva sin usarse más de 3 años) tiene un coste (Real Decreto 1995/2000 de 1 de diciembre):

    • Derechos de acceso: se paga al contratar un nuevo suministro o por subir la potencia de un suministro ya existente.
    • Derechos de extensión: se paga al utilizar la infraestructura de la compañía distribuidora en el caso de nuevos suministros, al subir la potencia contratada o si el punto de suministro lleva sin utilizarse más de 3 años.
    • Derechos de enganche: se paga en el momento en el que la instalación eléctrica se conecta a la red de suministro.
    • Derechos de verificación: se paga al llevar a cabo la revisión de la instalación.
    • Depósito de garantía: según lo establecido en el artículo 79 del Real Decreto 1955/2000, es la cantidad a entregar, en el momento de la contratación, por un importe igual a la facturación teórica mensual correspondiente a cincuenta horas de utilización de la potencia contratada.

    Gas

    Dar de alta un suministro de gas (o reactivar uno que lleva sin usarse más de 5 años) tiene un coste (Real Decreto 1434/2002 de 14 de diciembre):

    • Derechos de acometida: se paga a la empresa distribuidora por instalar un nuevo punto de suministro o por subir la capacidad de uno ya existente.
      • En el caso de rescisión de contrato de suministro, los derechos de acometida se mantendrán durante un período de 5 años.
    • Derechos de alta: se paga al contratar el servicio de suministro de gas canalizado o al ampliar el ya existente. Estos derechos incluyen los servicios de enganche y verificación de las instalaciones.
    • Depósito de garantía: según lo establecido en el artículo 79 del Real Decreto 1955/2000, es la cantidad a entregar, en el momento de la contratación, por un importe igual a la facturación teórica mensual correspondiente a cincuenta horas de utilización de la potencia contratada.

 

TARIFAS ELÉCTRICAS DE ENDESAservicio TARIFAS DE GAS DE ENDESAservicio
Arriba