Esta versión de no es compatible.

Los navegadores no compatibles, ademas de impedir que puedas usar todas las funcionalidades de la página, son más lentos y suponen un riego para tu seguridad

Te recomendamos que actualices ahora la versión de tu navegador o que accedas con otro navegador compatible .

Ir al contenido
  • CAT
  • EN
  • ES

Endesa - Luz, gas, personas

¿Qué es la huella de carbono en una empresa y cómo reducirla?

Publicado el 30 mayo 2019

La huella de carbono de una empresa, pyme, familia o persona está marcada por los viajes en avión, las bolsas de plástico que usamos al hacer la compra o el consumo de carne y frutas importadas. ¿Cómo medirla y disminuirla?

Solo en nuestro país, cada hogar emite unas 12 toneladas de CO2 a la atmósfera cada año. Por este motivo, presentamos algunas formas de reducir esta huella.

¿Qué es la huella de carbono?

La huella de carbono es el impacto que provocamos los seres humanos en el medio ambiente. Se determina en función de las emisiones de gases de efecto invernadero que generamos. Su unidad de medida son unidades de CO2.

Este concepto calcula las emisiones de gases de efecto invernadero de forma directa o indirecta. Gracias a él podemos cuantificar su impacto y conocer las posibilidades de reducir los costes y las emisiones.

El mundo de la empresa siempre ha sido el más señalado por el efecto invernadero y, por ese motivo, son muchas las que se ponen a la cabeza de la sostenibilidad y reducen la energía que utilizan. Esto se debe a que los empresarios han tomado conciencia de la importancia de administrar las fuentes de energía y de las consecuencias que esto puede conllevar.

Una familia normal emite a la atmósfera alrededor de 12 toneladas de CO2 anuales.

Cómo neutralizar la huella de carbono de una pyme

En Endesa, y con la colaboración del Club de Excelencia en Sostenibilidad, hemos realizado una guía de buenas prácticas para la gestión del CO2 en las empresas.

Es posible conseguir una suave transición hacia la descarbonización, evitando inversiones nuevas en los combustibles fósiles y garantizando la seguridad de los suministros. Por ello, queremos utilizar la electricidad como fuente de energía.

España tiene el firme compromiso europeo de alcanzar la economía neutra en carbono antes de 2050. Para ello se aplican distintas normas en materia de políticas públicas o iniciativas empresariales.

Apostar por las energías que garantizan una mayor sostenibilidad permite una gestión adecuada de las empresas que las utilizan, ya que examinan a conciencia el impacto de su huella de carbono y eso les permite reducirla.

En la guía desarrollada se presta ayuda para gestionar las oportunidades y riesgos del efecto invernadero, ya que abarca las emisiones de la cadena de valor del negocio. De este modo, el carbono entra a formar parte de la toma de decisiones.

El compromiso de España con Europa es firme: economía descarbonizada antes del 2050.

Cómo medir la huella de carbono

Para poder reducir la huella de carbono es necesario realizar unas mediciones adecuadas de la misma. Estas deben estar basadas en una buena metodología, definir su alcance, recopilar y analizar datos tanto directos como indirectos. Gracias a ellos se elaborarán los informes finales y certificaciones y, por supuesto, se podrá establecer un plan de acción efectivo en el que se detallen los objetivos de reducción mediante acciones concretas.

Algunas de las medidas con las que reducir la huella pueden suponer cambios en los hábitos de los trabajadores, reorganizar los espacios y ajustarse a las nuevas medidas de eficiencia y tecnologías.

Ejemplos de medidas que se pueden tomar para reducirla:

Algunas empresas muy concienciadas se preocupan de abordar esta situación:

  • La restauración ecológica y forestal en terrenos degradados de la geografía nacional es una de las mejores prácticas. Esto lo realiza Endesa.
  • Empresas como Seat han desarrollado una de las plantas fotovoltaicas más relevantes y grandes del mundo. Han conseguido generar 17 millones de kW/h anuales. La energía es equivalente a la necesaria para el 20% de la producción de su modelo León.
  • Por su parte, la cementera Cemex está comprometida a reducir en un 25% sus emisiones para el próximo año y en desarrollar soluciones de construcción de mayor sostenibilidad y de eficiencia energética.

Además de empresas tan importantes como estas, todos los trabajadores pueden contribuir si desde la dirección de las organizaciones se les inculcan las 3 'R': reutilizar, reducir y reciclar. Estos preceptos son básicos, ya que hay elementos que pueden estar en nuestras manos unos pocos minutos, pero que en el planeta permanecerán millones de años. Resulta necesario considerar si podrían tener otro destino antes de tirarlos a la basura.

Se pueden reducir los vuelos en avión y fomentar las videoconferencias, utilizar el transporte público o la bici en vez de usar constantemente un vehículo particular. Si necesitamos cambiarlo, podemos optar por uno que genere menos emisiones.

En las oficinas se puede reducir el consumo de papel, ya que es el tercer emisor de gases invernadero. Los dispositivos móviles y los sistemas de almacenamiento cloud permiten tener toda la documentación disponible en cualquier lugar y momento con una conexión a Internet sin necesidad de imprimir toneladas de papel.

Otra acción conveniente que se puede llevar a cabo en las empresas es cambiar la iluminación y optar por focos ecológicos, que tienen la capacidad de ahorrar dos tercios de energía. Asegurándonos que los fluorescentes tienen una baja cantidad de mercurio.

En definitiva, la huella de carbono es un problema de todos, pero si las empresas se preocupan de ser sostenibles, transmiten ese valor a sus clientes y se reduce su impacto.

Menos viajes y más videoconferencias; menos papel y más almacenamiento en la nube.