Esta versión de no es compatible.

Los navegadores no compatibles, ademas de impedir que puedas usar todas las funcionalidades de la página, son más lentos y suponen un riego para tu seguridad

Te recomendamos que actualices ahora la versión de tu navegador o que accedas con otro navegador compatible.

Ir al contenido
Presiona intro para desplegar el contenido del menu. Presiona intro para desplegar las opciones de idioma. Presiona intro para desplegar las opciones de tamaño de fuente.

Home principal

Página guardada como favorita correctamente

Casas inteligentes

Casas inteligentes

Thu Jul 17 13:37:01 CEST 2014
Encender la calefacción o el aire acondicionado desde el coche de vuelta a casa; electrodomésticos que se apagan con una simple orden de voz dirigida al reloj o apagar la televisión y las luces al dar las buenas noches a un mando inteligente son hoy una realidad.
 
Todo ello gracias a la domótica, el conjunto de sistemas capaces de automatizar y controlar la gestión de una vivienda aportando servicios de gestión energética, seguridad, bienestar y comunicación entre los electrodomésticos. La domótica favorece en gran medida el ahorro de energía de una vivienda o negocio.
 
Desde hace algunos años, las viviendas de nueva construcción incorporan muchos de estos mecanismos. Entre los más comunes destacan los toldos y cortinas programadas para aprovechar la luz natural al máximo, los mecanismos que adaptan la temperatura del hogar en relación con la temperatura exterior, o los detectores del "stand by" de los electrodomésticos.
 
Este tipo de tecnologías también se están implantando poco a poco en edificios. Se trata de la inmótica, un modo de gestión remoto, centralizado y automatizado que supone la incorporación de numerosos subsistemas en las instalaciones de edificios terciarios como oficinas, colegios, edificios corporativos, hoteleros y empresariales, entre otros. Tiene un objetivo claro: optimizar recursos, reducir costes y disminuir el consumo de energía innecesario, al mismo tiempo que aumenta la seguridad y el confort. La inmótica tiene su aplicación fundamentalmente en la iluminación, en la seguridad y en el control de riego en jardines y zonas verdes.  De esta forma, se puede alcanzar un ahorro energético de hasta un 40%.
 
Pero convertir una casa en un hogar inteligente supone un desembolso económico  importante. Al margen de las viviendas de nueva construcción, que pueden incorporar alguno de estos mecanismos domóticos, están las viviendas dotadas de instalaciones tradicionales. En estos casos, utilizar la energía de una instalación ya existente y mediante la comunicación de datos de la red wifi preinstalada en casa, se aprovechan los recursos que se encuentran normalmente en cualquier vivienda.
 
El Instituto Tecnológico de Óptica, Color e Imagen trabaja en proyectos orientados a controlar todos los aparatos electrónicos instalados en un hogar inteligente a través de cualquier dispositivo con acceso a Internet, como puede ser el teléfono móvil  o una tablet. De esta forma, se simplificaría la programación de los sistemas que componen la casa, sin necesidad de tener que utilizar un mando para cada aparato.
 
Este proyecto entra dentro de los planes de acercar las nuevas tecnologías a la población en general. Sin embargo, tiene una importancia especial para aquellos usuarios con algún tipo de discapacidad y para los que actividades como manejar luces y subir o bajar las persianas es una barrera importante.
 
La guía publicada por el IDEA  sobre cómo ahorrar energía instalando domótica muestra cómo hacer un uso eficiente de los recursos naturales y las tarifas horarias de menor coste, reduciendo así la factura energética. La domótica podría ayudarnos a no dejarnos las luces encendidas, a aprovechar mejor la luz solar, a evitar tener el aire acondicionado con las ventanas abiertas y a no regar el jardín si ha llovido. Además, instalando un sistema de monitorización y gestión del consumo energético, ofrecerá al usuario la posibilidad de modificar sus hábitos y tomar medidas para reducir su factura energética.
 
Teléfonos inteligentes, mandos inteligentes, coches inteligentes, casas inteligentes… lo que todos hemos soñado siempre, rodearnos de tecnología a nuestra imagen y semejanza para hacernos la vida más fácil.
 
 
Arriba